Formación informática

Java | Joomla | MySQL

Debian - Tema 3: Creación de la máquina virtual

 

En este tema veremos cómo se crea una máquina virtual para alojar el sistema operativo GNU/Linux Debian a partir de una copia en DVD o imagen ISO. Esta guía presupone que sabemos instalar el programa VMWare Player, que es un programa que emula un ordenador físico. La razón de utilizar una máquina virtual es por la sencillez para realizar copias de seguridad y la portabilidad de la misma. Aunque, si quieres, puedes instalar Debian en un ordenador real.

1. Antes de comenzar

Antes de realizar la configuración hay que conocer varios datos del ordenador que vamos a usar para alojar la máquina virtual y del sistema operativo que vamos a instalar.

Concretamente hay que conocer las siguientes características técnicas del ordenador:

  • Memoria RAM instalada, siendo muy recomendable identificar la marca y cantidad.
  • Marca y modelo del procesador. Con esto sabremos la velocidad y la arquitectura (32 bits o 64 bits).
  • Particiones realizadas en el disco duro real.
  • El sistema operativo instalado: Windows, otra distribución Linux…
  • Marca y modelo de la tarjeta gráfica.
  • Marca y modelo de la tarjeta de sonido.
  • Marca y modelo de la placa base.

Esto es debido a que todas las decisiones que vamos a tomar durante el proceso de instalación estarán relacionadas con estos parámetros. Además, en caso de que el instalador no configurase automáticamente algún componente de hardware, tendremos que buscarnos la vida para solucionar el problema.

Debido a la enorme cantidad de configuraciones existentes de hardware en el mercado, es imposible especificar unos recursos para la máquina virtual. Sin embargo, basándose en el manual de Debian, os anima a tomar estas especificaciones mínimas:

  • Número de procesadores: 2
  • Memoria RAM 2 GB.
  • Espacio en disco duro: 14 Gb.

2. Características principales del sistema operativo que vamos a instalar

Para una instalación de un sistema operativo GNU/Linux, tenemos que conocer los siguientes parámetros:

  • Distribución de GNU/Linux que vamos a instalar. A su vez, esto nos condicionará:
    • Versión del núcleo del sistema operativo o Kernel.
    • El tipo de paquetes que podremos instalar.
    • La facilidad de configuración y uso del sistema operativo.
    • Soporte para múltiples procesadores.

Nosotros vamos a instalar la última distribución de GNU/Linux Debian, cuyas características son:

“Se permite el uso de múltiples procesadores (también llamado “multi-procesamiento simétrico” o SMP) con esta arquitectura. La imagen del núcleo estándar de Debian 6.0 se compiló con compatibilidad con SMP-alternatives. Esto significa que el núcleo detectará el número de procesadores (o núcleos de procesador) y desactivará automáticamente SMP en los sistemas con un sólo procesador.”

Descarga la ISO para instalar la versión 8 de Debian siguiendo este enlace.

3. Creación de la máquina virtual

3.1. Apertura del asistente

Abrimos el programa VMWare Player e iniciamos el asistente para la creación de una máquina virtual. Obtendremos una ventana como la siguiente:

01-VMWARE VENTANA PRINCIPAL

3.2. Crear una máquina virtual nueva

Vemos que tenemos dos opciones de trabajo: crear una máquina virtual nueva o importar una existente. Vamos a elegir Create a New Virtual Machine para abrir el asistente que nos permitirá crear la máquina virtual.

02-CREAR NUEVA

El primer paso es elegir el medio de instalación. Tenemos dos opciones para ello: usar un CD o DVD comprado o grabado o una imagen ISO. Yo os recomiendo descargar la imagen ISO de la última versión disponible del sitio web oficial de Debian para evitar grabar un disco de innecesaria puesto que todo el contenido del disco estará disponible. Así que elegimos la segunda opción Installer disc image file (iso): y buscamos en nuestro disco duro la imagen que vamos a usar.

ISO Seleccionada

Observamos que el asistente nos ha detectado la versión y distribución del sistema operativo GNU/Linux que vamos a instalar. Pulsamos en Next.

3.3. Elección del nombre de la máquina virtual

El siguiente paso es elegir un nombre para la máquina virtual y la ubicación dónde vamos a guardar los archivos. Por defecto, el instalador igual el nombre de los archivos al de la máquina virtual. Pulsamos en Next.

Nombre Máquina Virtual

Le asignamos el nombre que queramos. Cómo siempre que vayamos a hacer esto cuánto más claro y descriptivo sea mejor para cualquier persona que use el ordenador, incluso nosotros mismos. Todavía es más fundamental si va a ser usada por otras personas.

En cuanto a la localización de los archivos, la mejor solución es crear una carpeta, con el mismo nombre de la máquina virtual, en una partición que no sea del sistema operativo. Con esto nos aseguramos de que en caso de reinstalación del sistema operativo real no perderemos los datos y una óptima organización de los datos contenidos en nuestro disco duro real, encontrando con rapidez los datos almacenados en él.Elección del número de procesadores

3.4. Espacio en disco duro

El siguiente paso es elegir el tamaño máximo del archivo y el tipo de archivo de máquina virtual.

Espacio en Disco Duro

La recomendación dada por VMWare para seleccionar el tipo de archivo está relacionada con la portabilidad y el rendimiento de la máquina virtual. Elegiremos Store virtual disk as a single file si queremos aumentar el rendimiento a costa de reducir la portabilidad. Si tenemos pensado mover la máquina entre ordenadores, elegiremos Split virtual disk into multiples files.

3.5. Personalización

Con los pasos anteriores hemos realizado la configuración básica en la cual el asistente de instalación ha asignado una configuración mínima por defecto para que funcione la máquina virtual. Sin embargo, no hemos terminado nuestra configuración puesto que vamos a asignar mayor cantidad de recursos.

Espacio en Disco Duro

Pulsamos sobre Customize hardware y se nos abrirá ventana para personalizar la máquina virtual. Vamos a cambiar la cantidad de Memory a 4196 MB y 2 en Processors.

Memoria RAM

Quizás sea la elección que más va a influir en el rendimiento de nuestros sistemas operativos, tanto el real como el virtualizado puesto que la memoria RAM que asignemos a la máquina virtual no estará disponible para el sistema operativo real. Nosotros vamos a asignar la mitad la instalada en la placa base: 2048 MB.

El resto de opciones las dejamos con la configuración por defecto.

Ya tenemos la máquina virtual creada y configurada para realizar la instalación de Debian.

Debian - Tema 2: objetivo del curso  <- | ->  Debian - Tema 4: instalación 
   GNU/Linux - Temario

Escribir un comentario

Aunque los comentarios no expresan la opinión del administrador del sitio web, éste si que tiene una responsabilidad legal sobre lo que aparece. Por lo tanto, habrá una labor de moderación de los mensajes. No se permitirán mensajes ofensivos ni publicidad


Código de seguridad
Refescar

Solicitamos su permiso para obtener datos estadísticos de su navegación en esta web, en cumplimiento del Real Decreto-Ley 13/2012, de 30 de marzo. Si continúa navegando consideramos que acepta el uso de cookies. . Más información